¿Le será rentable a Disney sacar sus películas de Netflix?


Al igual que hizo 20thCentury Fox hace algunos meses, ahora WaltDisney Studios anunció que retirará todas sus películas de la plataforma Netflix para comenzar a comercializar su propio servicio destreaming en los próximos dos años.

El gigante del entretenimiento, que viene absorbiendoempresas compulsivamente desde hace unos siete años, adquirió ahora el 42 % de acciones de la compañía de streaming BAMTech, que se suman al 33 % que yaposeía, por 1580 millones de dólaresy anunció que planea lanzar al mercado dosplataformas de contenidos audiovisuales.

Voceros de Disney manifestaron su intención de lanzar unservicio de streaming deportivo a través del canal ESPN a principios del año próximo, que ofrecerá entre otrascosas, contenidos de las principales ligas de béisbol, hockey y futbol americano.

Para el 2019, la compañía tiene en mente ofrecer un serviciode streaming bajo la marca Disney que exhibirá en exclusiva los “tanques” que la compañía tieneplaneado lanzar ese año como las esperadas secuelas de los films animados “Frozen” y “Toy Story”, de su subsidiaria Pixar Studios.
Desde Disney saben bien que el futuro de la comercializaciónde contenidos ya no pasa por el cable y la TV abierta sino por el Video “On Demand” (VOD), algo de lo quevan tomando conocimiento mientras ven descender peligrosamente las acciones de suscanales infantiles y deportivos mes a mes.
“El paisaje mediático está cada vez más definido por larelación entre los creadores decontenido y los consumidores, y nuestro control del conjunto de latecnología innovadora de BAMTech nos dará el poder para forjar esas conexionesy la flexibilidad de adaptarnos rápido a esos cambios en el mercado”, indicó Bob Iger, uno de los responsables deesa decisión.

Los planes de la compañía coinciden con la publicación de sus resultados fiscales, los medios decomunicación del grupo muestran una notable caída, especialmente su división detelevisión por cable que muestra un descenso del 23 %, hasta los 1.500millones de dólares de valor, que desde la firma asocian a “los altos costes deprogramación” de ESPN, que aparentemente “solucionaron” con un 10 por ciento de la disminución deplantilla mediante “despidos y finalizaciones de contratos”.

¿Es rentable para Disneyrealizar esta movida?

La compañía es dueña de un catálogo prácticamente infinitode franquicias y personajes. En elaño 2010, Disney compró Marvel Comicsy sus subsidiarias, con lo cual logró quedarse también con la división depelículas y series de esa empresa que le han generado en los últimos cinco añosmiles de millones de dólares en ganancias de taquilla e innumerablesrepeticiones  en la TV abierta y porcable.

Asimismo, en 2012, Disneycompró Lucasfilm, y con ello una de las marcas más importantes del Star Wars, con la que ya ha estrenadodos filmes, y tiene otras cuatro en carpeta para los próximos tres años; sincontar con los proyectos para “revivir” en breve a Indiana Jones, el clásico personaje interpretado por Harrison Ford.
cine,

Las dudas surgieron en las redes sociales a raíz de lamolestia que causarían en los usuarios dejar la comodidad de contratar unservicio que engloba varios estudios y cadenas de televisión como Netflix parapasar a contratar a cada una de estas productoras de contenidos por separado.El caso de HBO, que protagonizó un “papelón” con su aplicación “HBO Go” que presentó fallas a la horade transmitir el primer episodio de la nueva temporada de “Game of Thrones” y la escasa repercusión de Fox +, que obliga a las compañías de cable a contactar a sus suscriptorespara ofrecer el servicio gratuitamente o con un importante descuento durante variosmeses a fin de hacerlo conocido.

¿Qué pasará a futurocon Netflix?
 
De momento, el anuncio de Disney sólo engloba a laspelículas de su catálogo que se transmiten por Netflix. No hay un noticias sobre qué ocurrirá con las películas deLucasfilm ni con las de Marvel Studios,aunque las series de superhéroes realizadas junto a este estudio (Daredevil,Jessica Jones, Luke Cage, Iron Fist, The Punisher y The Defenders) seguirán en manosde Netflix en categoría de “co producción”. "Es posible que continuemosvendiéndolas a un servicio de pago comoNetflix, pero es prematuro decir que lo haremos", dijo Iger alrespecto.

En los Estados Unidos, Disney tiene sus películas esparcidasa través de varias plataformas. Algunas de las de Star Wars, por ejemplo, fueron cedidas a la plataforma Starz –que en Latinoamérica tiene susproductos ubicados en Netflix-, mientras que en España algunas de las películasde superhéroes Marvel son distribuidas a través de HBO GO.

Resumen lvl5: Disney dejará de exhibir sus películas en Netflix porque compró una compañía de streaming con la que quiere lanzar dos canales: uno de pelis y otro de ESPN. Hicieron el anuncio después de que los números del últimos semestre  salieran en rojo. La medida afectaría, en principio sólo a las películas ya que no se expidieron sobr series y coproducciones como las series de personajes de Marvel.

Publicado el 9 de agosto de  2017 en Diario Popular Online

Comentarios

Entradas más populares de este blog

Crítica | Mi Villano Favorito 3: el viejo truco del hermano gemelo